7.1 C
Entre Rios
InicioDeportesPalmeiras vs Boca, por la semifinal de la Copa Libertadores: un duelo...

Palmeiras vs Boca, por la semifinal de la Copa Libertadores: un duelo «espejado» y el pánico de los brasileños a los penales

Llegó el día. Boca chocará esta noche con Palmeiras (a las 21.30, transmiten Telefé y Fox Sports) en el Allianz Parque de la ciudad de San Pablo por la revancha de la semifinal de la Copa Libertadores. El equipo de Jorge Almirón iguala sin goles en la serie frente a los dirigidos por el portugués Abel Ferreira, que ahora tienen la obligación de asumir el protagonismo frente a su público, que colmará el estadio con más de 50 mil torcedores del Verdao. El uruguayo Andrés Matonte, al igual que en la revancha ante Racing, será el árbitro y estará acompañado por sus compañeros Nicolás Taran (asistente 1), Martín Soppi (asistente 2), Christian Ferreyra (cuarto árbitro), Leodán González (VAR) y Antonio García (AVAR).

Para Boca y para Almirón es el partido del año. Ninguno de los que ya jugó en este 2023 se compara con el de esta noche en la cancha del Palmeiras. Ganar -aunque sea en los penales- habilitará a extender la ilusión hasta la final del 4 de noviembre en el Maracaná. Y también decretará la concreción del máximo objetivo de la temporada de Boca: llegar al partido decisivo de la Libertadores por tercera vez tras el título obtenido en 2007 (fue derrotado en 2012, en San Pablo, ante Corinthians; y en 2018, frente a River, en Madrid). Perder, en cambio, dejaría todo patas para arriba: la continuidad del entrenador pasaría a pender de dos hilos muy finitos llamados Copa Argentina (jugará ante Talleres el domingo 15 por los cuartos de final) y Copa de la Liga, donde le quedan siete fechas para meterse en el cuadrangular final, más el objetivo de clasificarse a la Libertadores 24 (en este momento comparte la quinta colocación de la tabla anual con 51 puntos con Argentinos y Estudiantes, a dos de Defensa y Justicia, el último que se estaría clasificando). Y sin dudas la derrota del pasado domingo en la Bombonera ante River cotizaría más alto.

Pero Almirón no piensa en perder y tiene toda su concentración puesta en el triunfo. Ya cumplió con la parte esotérica y energética de la cuestión con la llamada a su astrólogo Giorgio Armas; y los jugadores también cumplen con sus cábalas con Cavani, que se rasuró la barba y el bigote; o Benedetto, que se rapó para tener el look de 2018. Pero -se sabe- al fútbol se gana con goles y Boca no marca en la Copa desde la revancha con Nacional, por los octavos de final. Luis Advíncula anotó el 2-1 parcial a los dos minutos del complemento. A esos 43 minutos se les sumaron los dos encuentros ante Racing y la ida frente a Palmeiras un total de 313 minutos (unas 5 horas y 20 minutos) sin gritar goles.

Almirón, Velázquez y Manusovich preparan el equipo: repetirían a los once que empataron en la Bombonera. (Prensa Boca Juniors)Almirón, Velázquez y Manusovich preparan el equipo: repetirían a los once que empataron en la Bombonera. (Prensa Boca Juniors)El equipo se entrenó este miércoles en el predio del Corinthians y allí el entrenador empezó a definir a los once que saldrán al césped sintético del Allianz Parque el jueves por la noche. Todo indica que el entrenador de 52 años repetirá la formación que empató en la ida. Es decir: Sergio Romero; Advíncula, Figal, Rojo, Fabra; Medina, Pol y Equi Fernández, Barco; Merentiel y Cavani. Solo por un imponderable -vale recordar que los dos centrales llegan con molestias físicas- el DT cambiaría la alineación.

Mucho se dijo del campo de juego. Y para reforzar las suspicacias, Mauricio Chicho Serna (del Consejo de Fútbol), Maximiliano Velázquez (ayudante de campo de Almirón) y el preparador físico, Diego Ossés, visitaron el estadio y estuvieron peloteando un rato sobre el césped artificial para llevar un detallado informe a los jugadores y cuerpo técnico: la pelota pica y sale disparada, no se frena; y el impacto contra el suelo es más doloroso que en la tierra. No es excusa si Boca juega un mal partido.

Por el lado del Palmeiras la ilusión también es enorme. El Verdao busca su tercera final en las últimas cuatro ediciones de la Libertadores. Embolsó las de 2020 y 2021, y se quedó en semifinales en 2022. Contra Boca, tiene una cuenta pendiente ya que perdió la final del 2000, fue eliminado en 2001 -por penales- y en 2018. En los tres mata-mata que disputaron, siempre pasó el equipo argentino, dos de ellas por penales. Aunque los brasileños le propinaron al Xeneize la peor derrota de su historia: fue por 6-1 en la fase de grupos del torneo que se disputó en 1994.

Chiquito Romero en la práctica de Boca en el predio de Corinthians: la carta de Almirón en los penales. (Prensa Boca Juniors)Chiquito Romero en la práctica de Boca en el predio de Corinthians: la carta de Almirón en los penales. (Prensa Boca Juniors)Abel Ferreira también repetiría la formación que utlizó en la Bombonera: Weverton; Marcos Rocha, Gustavo Gómez, Murilo Cerqueira y Piquerez; Mayke, Gabriel Menino, Zé Rafael, Raphael Veiga; Rony y Arthur. Al entrenador portugués también le preocupa la falta de gol de su equipo. Marcó apenas dos entre Copa y Brasileirao en sus últimos seis encuentros, con un registro de un triunfo, tres empates y dos derrotas. Pero la mayor preocupación de los locales es no poder resolver la serie en los 90 minutos y tener que disputar los penales. Ven a Boca muy fuerte en ese rubro ya que por esa vía superó a Nacional y Racing (Chiquito Romero tapó 4 penales entre ambas series).

MAS NOTICIAS
NOTICIAS RELACIONADAS